25.5 C
Santa Rosa
sábado 18 septiembre 2021
Inicio Provinciales Reunión virtual a integrantes de la cadena cárnica de La Pampa

Reunión virtual a integrantes de la cadena cárnica de La Pampa

La Asociación Agrícola Ganadera de La Pampa convocó a una reunión virtual a integrantes de la cadena cárnica de La Pampa, para evaluar las consecuencias de la suspensión de exportación de carnes dispuesta hace unos meses por el Gobierno Nacional. Se realizó el 28 de julio de 2021 a las 19,00 horas.

Participaron 23 personas en representación de distintas empresas y entidades. Además de la entidad convocante, estuvieron presentes:

  • Tres frigoríficos exportadores (Carnes Pampeanas SA, Frigorífico HV SA, y Pilotti SA)
  • Un consignatario (Vicar Ganadera SA)
  • Un representante de la Mesa Ejecutiva de CARBAP
  • Presidente de la Comisión de Enlace de Sociedades Rurales de La Pampa Adheridas a CARBAP
  • Sociedad Rural de General Pico
  • Sociedad Rural de Realicó
  • Sociedad Rural de Victorica
  • Asociación Agropecuaria de Eduardo Castex
  • Sociedad Rural de Toay
  • Dos representantes de AAPRESID

A pesar de estar invitados, no participaron el Frigorífico La Anónima, Frigorífico Pico (comunicó su imposibilidad de estar) y el Sindicato de Obreros y Empleados de la Industria de la Carne de La Pampa.

Los representantes de la industria cárnica exportadora,  que en el país representa el 30% de una faena mensual de 1 millón de cabezas,  señalaron como consecuencias de las restricciones:

  • Deterioro de la condición financiera y económica de las plantas. Alto impacto del costo laboral y de los costos fijos por disminución de la producción.
  • Acumulación de stocks destinados a la exportación.
  • Preocupación por la pérdida de mercados, por ahora aprovechados por Uruguay, Brasil y USA, en un mercado mundial caracterizado por demanda sostenida de China, Brasil, Chile y USA (aunque con retracción de Europa).
  • Reducción extremadamente significativa de la faena, en especial quienes operan casi exclusivamente con China.
  • Preocupación por falta de respuesta del Gobierno Nacional, en relación a la prometida flexibilización de las restricciones de exportación.
  • Pedidos de adelantos financieros a los clientes externos, que aún no fueron respondidos favorablemente.
  • Detenimiento de ampliación de planta para ponerla operativa para la exportación a países con los que no se operaba.
  • Presencia en planta de funcionarios de control de Israel, sin poder cumplir con las exportaciones a dicho país.
  • Decisión de la mayoría de los frigoríficos de no parar para: no agravar la incidencia de costos fijos, y por la existencia de acuerdos firmados con clientes y proveedores. En ese contexto decidieron no confrontar legalmente.
  • Llamativas inspecciones de la AFIP.
  • Creen que el daño producido es muy importante, pero aún no irreversible.

Por el lado del consignatario de hacienda, su visión de las consecuencias está dada por:

  • Baja significativa de precios (estimada en un 10% en vacas de refugo).
  • Proceso de retención de vientres destinados a faena para escapar de la caída de precios y de la falta de demanda para exportación. En el caso de vacas sin diente, el tiempo de retención tiene poca duración.
  • Postergación de inversiones en genética, que estaban aumentando sostenidamente.
  • Suspensión de inversiones en la impostergable renovación de infraestructura (alambrados, aguadas, etc.) que estaban aumentando en función de los mejores precios vigentes antes de las restricciones.
  • Caída de su propia actividad de comercialización.

Por su parte, los representantes de las sociedades rurales presentes señalaron:

  • Confirmación de la caída de precios de categorías vinculadas con la exportación.
  • Deterioro de la situación económica y financiera, por postergación de ventas de vacas con destino a faena que no podrá mantenerse por mucho tiempo más.
  • Incertidumbre generada por decisiones del Gobierno Nacional que implican la vuelta a un sistema intervencionista, que pareciera indicar que producir y crecer es contraproducente.
  • Que valoran la asistencia financiera de algunos ferieros para transitar el período de menores ventas con menores precios.
  • Que reconocen como único culpable de la situación creada al Gobierno Nacional. Que hay preocupación porque pareciera que el Gobierno Provincial no está planteando nada que cambie una política que es dañina y perversa.

La conclusión general de los presentes es de INCERTIDUMBRE.

  • Por medidas que desalientan la producción, y que no lograrían plenamente el objetivo de carne a menores precios para el consumo interno.
  • También por no aprovechar la alta demanda mundial de proteínas cárnicas.

En ese contexto los presentes asumen como DESAFIO:

  • Solicitar al Gobierno Nacional (con el inevitable apoyo del gobierno provincial) que la producción primaria necesita reglas claras y duraderas que permitan un incremento sostenido de la producción, única manera de lograr menores precios para el consumo interno.
  • Que el reclamo debe partir de la necesaria unidad de todos los integrantes de la cadena, incluso de los impactados indirectamente por estas restricciones: transportistas, contratistas de labores, alambradores, molineros, entre otros.

Finalmente, acuerdan difundir ante la opinión pública la situación por la que atraviesan, evaluar pedidos de entrevista de toda la cadena con el Gobernador de la Provincia, y de reunión de Mesa Agropecuaria.

 

- Advertisment -
- Advertisment -