-0.3 C
Santa Rosa
sábado 25 junio 2022
Inicio Nacionales Quiénes pagarán la tarifa de luz y gas sin subsidio

Quiénes pagarán la tarifa de luz y gas sin subsidio

El Gobierno estableció el régimen de segmentación de tarifas para los usuarios de los servicios públicos de electricidad y de gas natural por red, en el que el 90 por ciento no tendrá nuevos incrementos en sus facturas en lo que resta del año.

El Gobierno estableció ese jueves el régimen de segmentación de tarifas para los usuarios de los servicios públicos de electricidad y de gas natural por red, en el que el 90 por ciento no tendrá nuevos aumentos en sus facturas en lo que resta del año, a partir de un esquema dividido en tres niveles en base a las condiciones de cada hogar.

La medida, que fue anticipada por la portavoz de la Presidencia, Gabriela Cerruti, en su habitual conferencia de prensa semanal en la Casa Rosada, se dispuso mediante el decreto 332/2022, publicado este jueves en un suplemento extraordinario del Boletín Oficial.

Tal como se había estipulado meses atrás, la segmentación reconoce tres niveles de usuarios, de los que solamente el 10 por ciento de mayor capacidad económica pagará la tarifa plena sin subsidios. Esa decisión implica una serie de incrementos de los valores vigentes que, según explicó Cerruti, se prorrateará de manera bimestral en la segunda mitad de 2022.

Nivel 1: quita total de subsidios

Esa franja de usuarios está comprendida por aquellos que reúna al menos uno de los siguientes requisitos:

Ingresos mensuales netos superiores a un valor equivalente a 3,5 Canastas Básicas Totales (CBT), es decir, un total de 333.410 pesos en un hogar de dos.

Ser titulares de tres o más automóviles con antigüedad menor a cinco años.

Ser titulares de tres o más inmuebles.

Ser titulares de uno o más aeronaves o embarcaciones de lujo, según la tipología aplicable por AFIP.

Ser titulares de activos societarios que exterioricen capacidad económica plena.

Nivel 2: grupo de menores ingresos

El segundo nivel detallado en la actualización del Gobierno abarca a la población de «menores ingresos», que percibirán la corrección del componente energía equivalente a un incremento anual en su factura de hasta el 40 por ciento del Coeficiente de Variación Salarial (CVS) del año anterior. Los integrantes de este grupo deberán cumplir los siguientes requisitos:

Quienes declaren ingresos menores a un valor equivalente a una Canasta Básica Total (CBT), es decir 95.260 pesos para un hogar de dos personas.

Personas que reciban alguna ayuda social del Estado y familias en las que al menos algún integrante del hogar cuente con un Certificado de Vivienda (ReNaBaP).

Aquellos que puedan acreditar un domicilio donde funcione un comedor o merendero comunitario registrado en RENACOM.

Hogares donde al menos un o una integrante posea Pensión Vitalicia a Veteranos de Guerra del Atlántico Sur.

Hogares donde al menos un o una integrante posea certificado de discapacidad expedido por autoridad competente.

Considerando a los y las integrantes del hogar en conjunto, quienes tengan un ingreso neto menor a un valor equivalente a UNA Y MEDIA (1,5) Canastas Básicas Totales (CBT) para un hogar 2 según el INDEC.

Nivel 3: grupo de ingresos medios

La población que perciba ingresos medios notará un incremento en su factura no mayor al 80 por ciento del Coeficiente de Variación Salarial (CVS) del año anterior.

Para poder recibir el subsidio del Gobierno en la tarifa energética deberán anotarse de forma virtual y acreditar sus condiciones que serán revisados por la Autoridad de Aplicación luego de ciento ochenta días a partir del mes de junio.

Este nivel incluye:

Propietarios de dos o más inmuebles, considerando a los y las integrantes del hogar en conjunto.

Poseedores de un vehículo de hasta tres años de antigüedad, a excepción de los hogares donde exista al menos un o una conviviente con Certificado Único de Discapacidad (CUD).

Otros casos

Asimismo, se crea una nueva categoría de usuario que contempla los casos de inquilinos de viviendas que podrían estar a nombre de titulares con altos ingresos, a los efectos de evitar complicaciones para delimitar la segmentación.

De esta forma, se crea la figura del usuario a los fines de facilitar la solicitud de aquellos hogares inquilinos o residentes que no tengan la titularidad del servicio.

En este caso, «el formulario digital de simple acceso será complementado con la atención presencial de las distribuidoras y la Anses, universalizando el acceso presencial de inscripción y reconsideraciones en todo el territorio nacional», indicó el Palacio de Hacienda.

Mediante esa metodología, se evaluará la capacidad de pago del hogar a partir de sus condiciones socioeconómicas verificables. «De esta forma, se busca mejorar la asignación de los subsidios en términos distributivos», explicaron desde Economía.

Una vez analizadas las solicitudes por parte del Estado, en el caso de considerar errónea su categorización, «los usuarios podrán solicitar una reconsideración en el nivel de subsidio de una manera ágil», señalaron.

- Advertisment -
- Advertisment -