• 17/07/2024 22:30

El Rey Carlos III de Inglaterra tiene cáncer y deja las funciones públicas durante el tratamiento

Feb 5, 2024

Su Majestad, el Rey Carlos III de Inglaterra lleva tan sólo un año y cinco meses en el trono, pero ya recibió muy malas noticias. El monarca asumió el mando de Gran Bretaña tras la muerte de su madre, Isabel II. Ahora, fue diagnosticado con cáncer, según confirmaron desde el Palacio de Buckingham a través de un comunicado publicado en sus redes sociales.

Hay que destacar que semanas atrás el Rey Carlos III fue intervenido quirúrgicamente por un problema en su próstata. Al parecer, dicho procedimiento médico se debió simplemente a «un agrandamiento benigno de la próstata», por lo que anunciaron las autoridades oficiales. Sin embargo, en los estudios posteriores a esta operación se vislumbró «una forma de cáncer».

Y, a pesar de que no dieron noticias certeras de que se trata de un cáncer de próstata, es probable que así sea. Lo cierto es que, con la muerte de Felipe de Edimburgo, su padre, en abril del 2021 también comenzaron a correr rumores de que el duque padecía una enfermedad de este tipo. Aunque, a decir verdad, el certificado de defunción remarca que su fallecimiento se debió, simplemente, «a su edad».

En cuanto al diagnóstico del ex Príncipe de Gales, lo único que confirmaron desde Buckingham es que ya comenzó con los tratamientos necesarios. Pero, también aseguraron que el Rey se ve obligado a dejar las funciones públicas y estar a cargo solamente de cuestiones de Estado, al menos hasta que sus tratamientos avancen.

El comunicado oficial de Buckingham Palace sobre el Rey Carlos III:
«Durante el reciente procedimiento hospitalario del Rey por un agrandamiento benigno de la próstata, se observó otro tema de preocupación. Las pruebas de diagnóstico posteriores han identificado una forma de cáncer.

Su Majestad ha comenzado hoy un programa de tratamientos regulares, tiempo durante el cual los médicos le han aconsejado que posponga sus tareas de cara al público. Durante todo este período, Su Majestad continuará realizando los asuntos de Estado y trámites oficiales con normalidad.

El Rey agradece a su equipo médico la rápida intervención, que fue posible gracias a su reciente procedimiento hospitalario. Sigue siendo totalmente positivo acerca del trato recibido y espera volver a desempeñar plenamente sus funciones públicas lo antes posible.

Su Majestad ha decidido compartir su diagnóstico para evitar especulaciones y con la esperanza de que pueda ayudar a la comprensión pública de todos aquellos en todo el mundo afectados por el cáncer.»