• 24/02/2024 11:51

Quita de subsidios al transporte: sorpresa y malestar en las provincias

Feb 8, 2024

A solo dos días de la caída de la ley ómnibus en el Congreso, el Gobierno comenzó a ajustar las tuercas sobre las provincias. Este jueves, el Ministerio de Economía anunció la eliminación de los subsidios al transporte para los distritos del interior.

Mediante un comunicado, el Palacio de Hacienda informó la supresión del Fondo Compensador del Interior, cuyas sumas eran recibidas por empresas prestatarias de los servicios en las distintas jurisdicciones.

No obstante, el oficialismo aclaró que los usuarios que «necesiten del aporte del Estado Nacional, seguirán contando con el tributo social a través de la tarjeta SUBE», que implica un descuento del 55% de la tarifa. Se trata, en suma, de aquellas personas que hayan tramitado la tarifa social.

Dicho en criollo: la medida implica la desregulación del sector y da vía libre a las compañías para que puedan llevar el boleto al precio que consideren necesario.

Malestar en las provincias por la quita de subsidios al transporte
La decisión cayó como un mazazo entre los gobernadores. En las órbitas de algunos, se leyó como como una «revancha» por la derrota legislativa del proyecto «Bases». Los más opositores, en cambio, remarcaron que la iniciativa puede haberse acelerado pero que «siempre estuvo en los planes de Milei».

De momento, malestar, preocupación e incertidumbre son los denominadores comunes entre las jurisdicciones, independientemente de sus escuderías políticas.

El dato político es que el anuncio impactará de lleno en dos provincias a cuyos mandatarios Javier Milei acusó directamente por su naufragio en el Congreso: Santa Fe y Córdoba, gobernadas por el radical Maximiliano Pullaro y por el peronista no K Martín Llaryora. Ninguna de ambas cuenta con el sistema SUBE.

La eliminación de subsidios de transporte para el interior del país, sosteniendo los del AMBA, incumple el Pacto Fiscal de 2017. Se mantienen fuertes asimetrías entre el conurbano bonaerense y el resto del país. Bienvenido el orden fiscal, pero debe ser equitativo. pic.twitter.com/tSXFISF9Co